El Gobierno rectifica y prevé dejar en Trabajo la formación para el empleo

El Gobierno de coalición socialpopulista prepara dar marcha atrás en su proyecto de traspasar a Educación las competencias sobre la formación profesional, cuyos recursos proceden de la aportación de las empresas y de los trabajadores. Aunque tanto fuentes del Ejecutivo de Pedro Sáchez como de los agentes sociales confirman que aún no hay una decisión firme, sí coinciden en hablar de una rectificación y que finalmente se mantengan en Trabajo las competencias sobre la Comisión Tripartita y la gestión de las convocatorias de los cursos de formación para el empleo, y traspasar al Ministerio de Educación el Instituto Nacional de las Cualificación (Incoal) y los Centros Nacionales de Referencia. “Ahora mismo esta propuesta tiene un 90% de posibilidades de salir“, afirman dirigentes socialistas muy próximos a La Moncloa.

Otra posibilidad, pero parece que con menos apoyos y probabilidades, sería la crear una mesa de coordinación entre ambos departamentos ministeriales, otra más, al estilo de lo que ha ocurrido entre el propio Ministerio de Trabajo y el de Seguridad Social y entre los de Ciencia y Universidades.

El Incoal es el organismo encargado de las certificaciones de cualificación de los cursos y los profesionales, mientras que los Centros de Nacionales de Referencia son los que regulan las diferentes profesiones, la certificación de la experiencia laboral de los trabajadores y su capacitación para desempeñar una determinada profesión y el grado de actividad dentro de la misma.

Tensiones con los agentes

Las fuentes consultadas confirman también que la propuesta inicial de quitar a Trabajo la formación para el empleo ha provocado fuertes tensiones en el seno del Consejo de Ministros, además de que tanto las patronales CEOE y Cepyme como los sindicatos CCOO y UGT se oponen frontalmente al cambio a Educación de unos cursos que se financian con dinero privado y que derivan directamente del Estatuto de los Trabajadores. “De consumarse, sería una grave irresponsabilidad, motivada únicamente por intereses políticos, en perjuicio de los legítimos intereses de los trabajadores“, aseguran.

Para los responsables del Departamento que dirige la podemita Yolanda Díaz, éste sería un mal menor, pero aceptable, aunque mantiene su discrepancia con el traspaso de la cualificación y la certificación. Técnicos del Departamento consideran que el Incoal es un instrumento básico para determinar la capacidad y competencia de la formación impartida, el control y seguimiento de los resultados y la aptitud de los trabajadores formados para el desempeño correcto de su actividad.

Otro argumento a favor de la continuidad en Trabajo de la formación para el empleo es que su traspaso a Educación dejaría prácticamente vacío de competencias al Ministerio de Yolanda Díaz, que pasaría a ocuparse únicamente del trabajo autónomo, la economía social y las relaciones laborales.

Dinero privado, gestión pública

La Formación para el Empleo se financia con los recursos procedentes de la recaudación de la cuota finalista de formación profesional que empresas y trabajadores aportan a la Seguridad Social, el 0,7% sobre la base de cotización por contingencias profesionales, del que el 0,6% lo aporta la empresa y el 0,1%restante, el trabajador. A esta cuantía se añaden otros recursos procedentes del Fondo Social Europeo en el caso las Comunidades Autónomas.

La Fundación Estatal para la Formación en el Empleo (Fundae) es una fundación del sector público estatal encargada de impulsar y coordinar la ejecución de las políticas públicas en materia de formación profesional en el ámbito del empleo y las relaciones laborales. En su patronato participan las organizaciones sindicales Comisiones Obreras, UGT y CIG y las empresariales CEOE y Cepyme, además de las comunidades autónomas y la Administración General del Estado, a través del Secretaría de Estado de Empleo.

El Sistema de Formación para el Empleo tiene la misión de formar y capacitar a las personas para el trabajo y actualizar sus competencias y conocimientos a lo largo de su vida profesional. La Fundae gestiona los cursos que pueden ser bonificados a través de la cuota de formación profesional de la Seguridad Social y que se realizan a través de dos modalidades, la formación programada y la formación de oferta.

Las empresas pueden también obtener bonificaciones en su aportación a la Seguridad Social mediante la realización y financiación de cursos que deben ser aprobados previamente por la Fundae.

Fuente: www.eleconomista.es

Compartir esta Noticia: